top of page

¿Qué se puede aprender de una mala fecha?

Ser DJ es un arte invaluable y extremadamente placentero cuando todo sale bien. Pero cuando las cosas no van como uno se lo espera... esa noche de ensueño se puede caer por la borda. Muchos son los puntos que pueden determinar cuando una noche puede quedar para el recuerdo o para el olvido: el público, los equipos, el sonido, el ambiente, las malas vibras.



Esto es algo que muchas veces el artista no puede controlar pero si tiene que padecer. Cuando estás empezando, es posible que tengas dos presentaciones fallidas por cada una buena, pero incluso hasta los DJ más experimentados no pueden evitar esta pesadilla. La mayoría compartirá una historia de cuando las cosas salieron mal con gracia y como algo anecdótico, pero podemos asegurar que no se estaban riendo en ese momento.


Estas experiencias pueden ser aplastantes, pero la verdad es que a menudo son lecciones valiosas de cara al futuro. Es una gran sensación cuando un concierto sale exactamente como lo imaginaste, pero ese conjunto podría no empujarte a desarrollar tu oficio y a dejarlo de lado. Por eso es importante aprender a lidiar con ellos y sacarles el mejor provecho posible.

 

¿Qué es una mala fecha?

Primero hay que determinar que es lo que hace que una fecha no sea la esperada y eso puede verter en muchas variables. ¿Poco público, público molesto, pendrives que no funcionan, malas mezclas, equipos en mal estado, sonido de mala calidad?


Muchos de estos factores son ajenos al propio DJ y hasta se podrían decir que son "gajes" del oficio. Pero hay un punto en el cual está bueno detenerse y hacer un poco de foco: Las malas mezclas. Primero que nada hay que entender que los DJ no son máquinas ni robots, y que los errores les puede pasar a cualquiera, siendo los nervios uno de los principales factores a jugar en contra. Porque no es lo mismo mezclar en tu casa y solo, que hacerlo ante un gran público de gente, con las luces que te encandilan y el sonido que te entumece.



Que una transición no haya salido como vos quería o que hayas zapateado un poco no es el fin del mundo, porque a fin de cuentas, de las 100 personas que están en la fiesta, probablemente la minoría, por no decir casi nadie, es la que se da cuenta de eso. Y es por estas razones que los propios DJs empiezan a decir que la fecha fue mala y que tal vez no sirven para esto.


Acá es cuando hay que detenerse y prestarle atención al público presente una vez finalizada la fecha. Preguntar y escuchar que les pareció va a ser fundamental para determinar si tu presentación fue buena o mala, para corregir cosas y sacar posteriores conclusiones.

 
Tiesto

Y este es un claro ejemplo de como hasta los mejores artistas suelen cometer errores. En esta ocasión, el DJ y productor Tiesto presionó un botón que no era el indicado y cortó toda la música, quedando en evidencia su error.


A lo que vamos con este ejemplo de miles que hay es que uno siempre está ante la posibilidad de equivocarse, como un jugador de fútbol, una cantante, un actor y se podría mencionar muchos ejemplos más... el DJ no está exento de ello y es cuestión de saber como lidiarlos.


 

Conoce los equipos

Muchos DJ están determinados por la tecnología que utilizan. Ya sean especialistas de los tocadiscos, CDJ o en controladores, sus equipos son el conductor para su desempeño. Si no sabes cómo usarlos correctamente, las cosas pueden llegar a salir mal.


Imaginate que llegas al venue donde tenes que tocar y no tuviste la oportunidad de practicar con las CDJ del club, pero imaginas vagamente cómo funcionan y que vas a poder improvisarlo. Llegas a la cabina y te enfrentas a una cantidad de botones relucientes que son más grandes de lo que esperabas y todas las funciones parecen confusas. Ahí es cuando el corazón se te pone a mil y el calor empieza a aumentar...



Hay mucho equipo de DJ y pocas oportunidades para probarlo fuera de una cabina. Por eso, lo más conveniente es tomarte unas horas previas a tu presentación para probar los equipos y conocer todas sus utilidades para llegar bien afilado a la fecha y con un problema menos con el cual cargar. En el caso de que esto no sea posible, tendrás que recurrir a los videos de Youtube para esclarecer todas tus dudas.


Consultá y verificá con anticipación qué tecnología tendrá el lugar. En el hipotético caso que se pueda cambiar, podes solicitar el kit que conoces. También hay que pensar en cómo usar el equipo durante su set. Si te encanta cambiar los filtros, asegúrate de saber cómo funcionan en este mezclador en particular. También está bueno tener en cuenta cuando algunos parámetros están encendidos o apagados, ya que el DJ anterior podría terminar su set y olvidarse de devolver todas las perillas e interruptores a sus configuraciones predeterminadas. Porque una vez que arrancas el set, no hay vuelta atrás...

 

Aprende de tus errores y a quererlos

Los clubes son lugares oscuros y ruidosos llenos de distracciones. Es muy fácil presionar el botón equivocado o mover el fader incorrecto, con consecuencias que pueden llegar a ser catastróficas. No será ni la primera ni la última vez que un DJ sin querer frene la música y deje al club en completo silencio, pero de eso se aprende...


El artista de house neoyorquino Levon Vincent contó en una vez en una entrevista con Resident Advisor. Era su primer set en el legendario club londinense y el director del club acababa de entrar en la cabina. “Dije, ‘Oye, ¿qué pasa?’ Luego me acerqué y saqué la aguja del vinilo. Fue solo silencio, puro silencio… No sabía qué hacer y lo miré con pánico”.



¿Qué se puede aprender de esta experiencia escalofriante? En primer lugar, reflexionar sobre cómo sucedió para luego reducir la posibilidad de que vuelva a pasar. ¿Qué te hizo arruinar las cosas esta vez? ¿Estabas, como Vincent, distraído por alguien que entraba en la cabina? Si es así, tal vez sea más estricto al concentrarse en su mezcla, incluso si corre el riesgo de parecer descortés con amigos y colegas.


¿O tal vez te desconcertó el diseño de stand inusual? Si los CDJ estaban separados gracias a los cuatro platos que pidió el DJ anterior, ¿Por qué no pedirle al ingeniero de sonido que mueva las cosas? Muchos de estos factores pueden resolverse con cierta previsión.


Lo segundo que hay que aprender de cometer errores es esto: no son el fin del mundo. En una situación agitada en vivo, los errores momentáneos no son tan importantes. ¿Y qué si hay 10 segundos de silencio en la hora pico? Si el resto de tu set está repleto de melodías geniales y transiciones enérgicas, la gente probablemente olvidará la metida de pata al poco tiempo.


Y lo mejor de todo es que la anécdota de Levon Vincent terminó con un final feliz: “Volví a colocar la aguja, y todos empezaron a gritar y el club se derrumbó, como si fuera un truco”, recordó. “Llegó justo al ritmo, por lo que sonaba como si fuera a propósito… Eso es lo que realmente amo, cuanto más tiempo pincho, los accidentes y las cosas que nunca puedes explicar que se manejan con gracia sin tu intención”.

 
Keinmemusik

Muy probablemente la gente a tu alrededor no te ponga nervioso ni incómodo, pero es bastante común que sin querer toquen algunos de tus equipos, por lo que pedir que mantengan una cierta distancia respecto de ellos puede evitar posibles cortes de música, caídas de líquido sobre las CDJ o problemas que terminen arruinando tu set.




 
Fred Again...

Y como le pasó a Keinemusik, le ha pasado a miles de artistas más... pero que un momento desafortunado no arruine nunca la vibra de la fiesta, y sino preguntale a Fred Again...




 

Nadie bailando

Un DJ además de estar preparado para tocar delante de mucha gente, también tiene que estar listo para lo peor: que la gente no responda como se esperaba con la música.


Probablemente este sea uno de los peores miedos de todo DJ y hasta de artistas de diferentes géneros. Gente sin moverse o hasta yéndose de la pista son algunas de las situaciones por las que todos algunas vez pasaron.



Y quieras o no, esto algo con lo que se tiene que aprender a convivir ya que uno nunca va a poder complacer a todos. Pero como un profesional en el asunto, siempre se tiene que estar preparado para cualquier situación.


En la labor de hacer un Open o un Warm Up, hay que tener en cuenta que la música que se suele pasar casi nunca coincide con la intensidad del Main. Es por eso que tener una amplia variedad de temas para poder jugar con ellos dentro de la pista va a ser fundamental para combatir este gran problema que atormenta a muchos.


Sin embargo, tampoco veas esto de "gente sin bailar" como algo malo. Recordá la anécdota de Hernan Cattaneo cuando tuvo que hacerle el warm a Paul Oakenfold, después de los flamantes The Chemical Brothers. El DJ argentino tuvo que apaciguar una pista prendida fuego para que se luzca el astro británico.


Al mencionar esto, no significa que cada artista tenga que entrenar para estas situaciones, pero es preferible prevenirlas o saber que hacer si surge algunos de estos inconvenientes porque uno nunca sabe que es lo que puede llegar a suceder.

 
No tener la música adecuada

Este error es algo que ocurre muy frecuentemente pero que con el tiempo, cada uno va aprendiendo a manejarlo. No tener la cantidad suficiente de música o no contar con los temas adecuados puede influenciar mucho al artista y su reputación para posteriores presentaciones.


Muy relacionado con el punto anterior, contar con una escasa cantidad de música te limita en la posibilidad de poder hacer de un set, una verdadera obra de arte y poder luchar ante situaciones adversas.



Los mejores DJs y artistas trabajan duro para evitar esto, recopilando así una amplia gama de música que cubre todas las eventualidades posibles. Si bien hay estilos con los cuales no te sientas identificado o no te gustan tocar, tener ese abanico de música con varios géneros e intensidades dentro de tus gustos va a ser crucial para poder enfrentarse con creces ante la fiesta que se te ponga en frente.


Imaginate en los tiempos en donde los DJs tenían que tocar con vinilos, las posibilidades de encontrar la cantidad de música que hoy anda circulando por la red era prácticamente impensado. Es por eso que no hay excusa para no sentarte por lo menos una hora por día y descargar música nueva para tus sets.


Asegurate de tener al menos el doble de la cantidad de música que necesitas. Esto significaría tener un "segundo set" o un "plan b", por lo que podes salirte por los márgenes pensados y no apegarte a una lista de reproducción acotada.

 
Esperar lo inesperado

Mantener la calma. Muchas veces, cuando sucede algo inesperado, la multitud es bastante indulgente. Pero si entras en pánico, podes cometer más errores, convirtiendo un incidente desafortunado en un accidente. Solo saca lo mejor de la situación y trata de ver el lado divertido.



Pero, ¿y si el incidente en cuestión se parece a tu peor sueño de ansiedad como DJ? Imaginate estar en un club repleto y con tu set a punto de comenzar. Conectas tu USB y de repente te encontrás con un montón de listas de reproducción que no son las tuyas. Desafortunadamente agarraste un pendrive de otra fiesta o de otro DJ que no era el tuyo.


Si bien esto es muy dificil que suceda, puede pasar que tus pendrives no hayan guardado la música y tengas que usar la de algún colega que te lo prestó encarecidamente. En estas ocasiones lo más importante de todo es mantener la calma. Revisar todas las pistas, marcar las que conoces y comenzar a hacer lo que sabes.


Incluso los peores desastres pueden convertir a un DJ en el más fuerte. Hay que pensar en esto como una prueba de fuego. Una vez que algo extravagante haya sucedido, más crisis comunes y corrientes serán más fáciles de manejar.


 
Manejo como artista

Otro punto que no se puede pasar por alto tiene que ver con todo lo que sucede pre y post presentación. Es decir, todo lo que no se ve.



Hacer las relaciones correctas y con las personas indicadas va a hacer que tu estadía en el venue sea lo más amena posible. Porque nadie quiere sumarle a los nervios pre presentación más problemas como inconvenientes con el ingreso o percances con la estadía si es que tenes la suerte de tocar en otra ciudad. Por eso, tener esa gente de confianza con la cual se puede confiar ciegamente va a ser más que fundamental en varios casos.


Por otro lado, el tema de la plata, es decir el Fee del artista, es un tema muy delicado el cual a veces hace sacar chispas a más de uno. A quién no le pasó que no le han querido pagar post presentación o se la han pateado y pateado? Tristemente es muy común todas estas cosas, por lo que, la mejor solución es pactar de antemano una paga del monto total y el resto el mismo día de la fiesta para que no hayan inconvenientes.




187 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page